Preguntas frecuentes: inglés en edades tempranas

Preguntas frecuentes: inglés en edades tempranas

Preguntas Frecuentes sobre Inglés en edades tempranas

¿Porqué empezar a enseñar inglés desde pequeños?

Simplemente porque es más fácil aprender un segundo idioma en edades tempranas.

Entre los 0 meses y los 5/6 años de edad, el cerebro humano está en perfecta disposición de aprender varios idiomas.

¿El cerebro del bebé está concentrado en aprender el lenguaje cuanto antes?

Sí, los bebés tienen la capacidad de comprender todo lo que sucede a su alrededor mucho antes de que puedan hablar. De hecho, a las 29 semanas de gestación ya distinguen los fonemas de su idioma materno de otro idioma.

El cerebro está diseñado para adquirir el lenguaje lo antes posible pues de ello depende la supervivencia del bebé, de poder expresar sus necesidades.

Una vez que el cerebro ya ha puesto en funcionamiento el lenguaje (sobre los 5 años), dirige su atención a otros desarrollos necesarios para el crecimiento del niño.

Por tanto, la capacidad de adquisición del lenguaje se debilita. Es por eso que los adultos tenemos más dificultades para distinguir los fonemas de otros idiomas y de imitar los sonidos (algo esencial para dominar el acento).

¿No será confuso para un niño aprender dos idiomas a la vez?

Es completamente falso que un niño que aprende dos idiomas a la vez no dominará bien ninguno de los dos. Los niños bilingües tienen un mayor vocabulario y mejor dominio del lenguaje.

Puede que tarde más en hablar pero cuando lo haga lo hará con un mayor vocabulario.

De hecho, los niños bilingües puntúan más alto en los test de inteligencia que los niños monolingües.

La densidad de materia gris en el hemisferio izquierdo es mayor en niños bilingües que en monolingües. El hemisferio izquierdo es el responsable de procesar la información de la percepción sensorial, la memoria y el habla.

¿Qué es la Teoría de los Impactos de Cincodeditos®?

Se trata de la base de mi método de Inglés en Familia.

Básicamente los bebés aprenden su idioma nativo recibiendo varias veces el "impacto" de una misma palabra. Cuántas más veces escuche la misma palabra más posibilidades tiene de aprenderla.

En base a esta teoría es lógico que deduzcamos que si aumentamos los impactos auditivos en inglés para nuestros bebés, éstos tendrán más posibilidades de aprender inglés también.

De ahí he desarrollado unas directrices con las cuales los padres pueden crear en el hogar un entorno anglófono para que el bebé esté expuesto el máximo de tiempo posible al inglés.

Básicamente, si mahoma no va a la montaña pues traigamos la montaña a casa. Como no es posible irnos a vivir a un país anglo-parlante, pues vamos a traer el inglés al hogar.

Cuántas más horas de impactos auditivos en inglés haya en casa más posibilidades de ser bilingües. Se dice que con 4 horas diarias lo lograríamos. Pero hay que ser constantes.

¿Qué cosas puedo hacer como mamá/papás para aumentar los impactos en inglés de mi niño?

Lo primero que los niños aprenden jugando y de manera vivencial. No vale dar clases de inglés. Hay que vivirlo y crear un nexo emocional con el idioma para poder apreciarlo y no rechazarlo.

Por eso es tan importante que sean los padres los que hablen inglés con sus niños y que lo hagan de manera natural y a través del juego.

Cosas que pueden hacer son leer cuentos en inglés, escuchar y aprenderse canciones en inglés, poner la tele en inglés y verla junto a sus niños, comprar juguetes en inglés, tener una aupair inglesa, irse de vacaciones a Inglaterra cada verano......pero lo más importante hablar con el bebé en inglés.

Aun cuando el nivel de inglés no sea alto, los padres pueden aprender frases para utilizar en las rutinas de sus hijos como son la hora de levantarse, la hora del baño, la hora de las comidas...

En mi blog enseño a usar los diferentes recursos y las frases necesarias para que los papás con cualquier nivel de inglés puedan crear un entorno bilingüe en casa.

Lo más importante es ser constante y practicar inglés a diario. Si no lo practicas a diario se olvida.

¿Es verdad que si ponemos todas estas acciones en práctica nuestros niños serán bilingües en edad adulta?

Debo matizar que el término bilingüe lo estamos usando de manera amplia, porque una persona bilingüe es aquella que se ha educado culturalmente e idiomáticamente en ambos idiomas.

Personalmente, creo que el objetivo de los padres que nos escuchan es exponer a sus hijos al idioma para que en el futuro puedan dominarlo.

Y para mi lo más importante de dominar un idioma es poder expresarse en él de manera que se entienda lo que quieres transmitir.

Hay que quitarse de la cabeza la noción de que o lo hablas perfecto o no lo hablas. El objeto del lenguaje es expresar ideas y ser comprendido.

Pero sí, en respuesta a tu pregunta, si los padres son constantes y se habla inglés en casa a diario y se ponen en marcha todos los recursos que he mencionado a lo largo de la crianza del niño, de seguro que en edad adulta será bilingüe.

De hecho hay niños alrededor del mundo que son bilingües, ¿verdad?

Así es, niños alrededor del mundo entero aprenden más de un idioma sin desarrollar problemas en el habla.

Piensa en niños de padres latinos creciendo en Estados Unidos, o niños que crecen en Suiza y Luxemburgo hablando varios idiomas desde bebés.

Países como Canadá, Filipinas, Irlanda, Nueva Zelanda, Finlandia, Paraguay, Argelia, Camerún, Iraq, Líbano, etc....son bilingües de facto.

¿Es verdad que los bebés que aprenden dos idiomas son más inteligentes?

A parte del beneficio obvio que es poder hablar inglés de mayor, varias investigaciones han demostrado las ventajas intelectuales de los niños que aprenden más de un idioma. Los niños bilingües obtienen mejores resultados en sus estudios y en los tests de inteligencia. Además, los niños bilingües son niños más sociables y seguros de sí mismos y tienen mejores aptitudes respecto de la comunicación.

En mi propia experiencia, los niños que crecen siendo bilingües tienen un mayor vocabulario, tienen mayor capacidad para aprender más idiomas, tienen mayor auto-estima y tienen mejores habilidades para relacionarse, tienen una visión más amplia del mundo y observan los problemas desde varios ángulos.

¿Hay estudios científicos que avalen todo lo que dices, Claudia?

Por supuesto, todo lo que he afirmado ha sido en base a publicaciones de varios estudios científicos.

Por ejemplo, para mencionarte uno, en 1962 vio la luz uno de los estudios claves en el campo del bilingüismo (realizado por Elizabeth Peal y Wallace Lambert en la Universidad McGill en Montreal); en él descubrieron que la habilidad de hablar más de un idioma no entorpece el desarrollo general del niño como se venía afirmando hasta entonces sino más bien todo lo contrario.

La realización de 15 test distintos (verbales y no verbales) en personas con un mismo nivel educativo y socio-económico, demostró que los niños bilingües puntuaban más alto que los niños monolingües.

Todos los niños nacen con una capacidad lingüística equiparable a la de un genio pero esa capacidad va disminuyendo paulatinamente y a partir de los 7 años comienza a descender en picado.
Andrea Mechelli del London's Wellcome Department of Imaging Neuroscience hizo un trabajo de investigación (2004) sobre la densidad cerebral de personas bilingües. Las conclusiones fueron que las personas que crecieron siendo bilingües mostraban mayor materia gris en ambos hemisferios, notablemente en el hemisferio izquierdo conocido como el área de control del lenguaje y de las habilidades de comunicación.

El bilingüismo cambia la estructura del cerebro, sobre todo en personas que adquieren el segundo lenguaje antes de los 5 años. Las personas bilingües disfrutan de mayor destreza para la lectura, la escritura, la comprensión y el lenguaje oral.

¿Cuándo se puede introducir una tercera lengua?

Si queremos introducir una tercera lengua extranjera pero no podemos asegurar la cantidad de horas y las condiciones de inmersión ideales, es mejor esperar unos años a que la lengua materna y la primera extranjera introducida estén consolidadas, antes de introducir el tercer idioma.

Esto suele ser a partir de los 11-12 años.

Tags: